Mis letras versadas

Mis letras versadas

sábado, 17 de febrero de 2018

¿A quién decirle basta?



Mutilan las cascadas de sueños entre balas
misiles inconscientes cegando la alegría
y allí entre los sollozos, el pánico y la ira
anhelos destrozados sumándose a la nada.

El ímpetu del viento con ráfagas desgarra,
hay gritos, hay espanto, lamentos que aniquilan
y en medio del suspenso quimeras en  vigilia
condenan  la indolente soberbia que nos marca.

¿A quién decirle basta? Ya queman las palabras,
se esfuman los pedidos en  las sombras impías,
preciso es encontrar sosiego en la  justicia 
sin tantos intereses mezquinos que amenazan.

¿Por qué vivir la angustia, por qué enterrar mañanas?
Si horizontes reclaman el poder de  la vida,
empinar el milagro del amor que se inspira
disfrutando el tesoro de abrazar la esperanza.







viernes, 16 de febrero de 2018

Por la acción que no intimida




Por esa vida que anhela
auroras y amaneceres,
plenitud de atardeceres
cuando el amor sobrevuela.
Por esa fe que libera,
que desde el alma se inspira,
que no daña ni delira
entre el odio y la violencia
y a la vida no sentencia
porque es ella a quien admira.


Por esa ilusión que anida
y eclosiona en esperanza,
 no tolera la venganza 
ni la rabia enloquecida.
Por la acción que no intimida
ni esconde los espejismos,
se rellenan los abismos
con voluntades certeras,
que no encarcelen quimeras
ni aplaudan los egoísmos.




jueves, 15 de febrero de 2018

Avalancha ensombrecida



Hoy estamos a merced de la razón
y  el amor busca el respeto hacia la vida,
es terrible confrontar la despedida 
que oscurece desgarrando el corazón.

Es difícil explicar la sensación,
el vacío y la impotencia ante la herida,
el martirio que flagela en su estampida
condenando a la total desolación.

Es preciso alimentar la reflexión,
cuestionar la libertad estremecida
abrazando la cordura con pasión.

Que no sea la inconsciencia retorcida,
ni el suspenso de una absurda decisión
nos someta en su avalancha ensombrecida.





lunes, 5 de febrero de 2018

Verso que llegas



Verso que llegas a mi espesura
con la tonada del sentimiento
cuando la noche no te censura.

Y surca ileso el entendimiento
con la estocada de una aventura
mientras revela su encantamiento.

Fluye la tinta mientras murmura
la fiel impronta cual juramento
que nos ofrece su investidura.

La que ha lanzado horas al viento
 imprime el sello de su ternura,
cuando quien dicta es el pensamiento.

Verso que llegas a mi espesura
y surca ileso el entendimiento,
fluye la tinta mientras murmura
la que ha lanzado horas al viento.



domingo, 4 de febrero de 2018

Bien vale la pena

Bien vale la pena desafiar colinas,
tejer nuevas rutas sin pedir permiso,
rescatar lo noble desde el compromiso
 que enfrente horizontes sin locas doctrinas.

Provocar aquello que rompa rutinas
que oxigene anhelos desde el improviso,
vislumbrando almenas en el paraíso
cuyas luces venzan las sombras mezquinas.

Litigar los sueños que escondan sorpresas
demandando el gozo del fiel optimismo
mientras se desvelan las almas ilesas.

En tanto la vida trueca el espejismo,
no encanta con trampas ni astutas promesas 
mostrando con creces su protagonismo.





miércoles, 17 de enero de 2018

Brota la fuerza vital



Brota la fuerza vital, pregona,
fluye gestando delicadeza
y ante el milagro su canto entona.

 Sabe del mundo, de su belleza 
y aunque el silencio no le apasiona
su elixir bebe con sutileza.

Viene luciendo piel de anfitriona,
alcanza el cenit con su lindeza
y es la alborada quien le obsesiona.

Diáfana fluye con su franqueza,
libera anhelos, nunca aprisiona
y es la esperanza su fiel proeza. 

Brota la fuerza vital, pregona,
sabe del mundo, de su belleza, 
viene luciendo piel de anfitriona,
diáfana fluye con su franqueza.



lunes, 15 de enero de 2018

Veo a la luna



Veo a la luna mimosa y bella
 entre los nimbos luce profusa,
siendo el lucero quien da querella.

Cuando al ardiente beso rehúsa
esplende el aura, su impronta sella
en tanto adora su andar de musa.

Y en el remanso su luz destella,
con la mesura de ninfa intrusa:
luna que danza cual fiel doncella.

Mientras sorprende sin más excusa
 el verso ilustre trocado en huella
y así promete su alianza  ilusa.

Veo a la luna mimosa y bella 
cuando su ardiente beso rehúsa
y en el remanso su luz destella
mientras sorprende sin más excusa.



lunes, 8 de enero de 2018

Un beso herido



Suspira en el pesar un beso herido,
sangrando en su dolor busca el abrazo,
no entiende la ironía del rechazo
ni el eco reticente del olvido.

Confiesa en el silencio incomprendido,
lo mucho que lastima el latigazo,
la oscura necedad  del puntillazo
 sacude en el caudal estremecido.

Es cierto fluye el llanto convencido,
desnuda la justicia ante el sablazo
y encara el paraíso prometido.

Presagio de un rapaz aldabonazo
se esconde tras su velo retorcido
y pega donde duele con su mazo.

En tanto suspicaz un beso herido
acude a la piedad de algún regazo.