Mis letras versadas

Mis letras versadas

martes, 1 de noviembre de 2016

El vuelo del alba




Irrumpe el vuelo del alba
el despuntar de la aurora,
llega el hálito que adora
la hojarasca aventurera
que al ocaso sorprendiera
sin límites y a mansalva.


Es del rosicler el malva
que engalana y nunca ignora,
la pasión encantadora
cuyo tesoro escondiera,
el numen de primavera
que trasluce junto al alba.


Ilesa cuando nos salva
 de la angustia tentadora,
va la musa que devora
la nostalgia traicionera,
la que se pierde en la espera
que se aquilata a mansalva.


Es cual hierro que se enalba
en la fragua salvadora,
junto al claro de la aurora
comparece en la pradera,
esa luz que sin frontera
alcanza el vuelo del alba.




















jueves, 20 de octubre de 2016

Regresan los colores



No todo ha terminado, mi mundo empieza al amanecer,
cual murmullo sagrado surte en el alba su renacer.
Regresan los colores junto al milagro de conceder
a ese inmenso horizonte toda la magia de su poder.
Busco en la cima absorta las maravillas del rosicler,
sus filigranas dejan embelesadas para encender
la fúlgida almenara de los anhelos que han de verter,
esa esperanza ilusa regando intentos sin fenecer. 

No todo ha terminado, la luz irrumpe en su fulminar,
pulverizando angustias, tantas nostalgias por silenciar.
Regresan los colores sin más penumbras al despertar,
 son azares que al viento lanzan quimeras sin ocultar.
Verdades empedradas como colinas para allanar,
pendientes de añoranzas en laberintos han de ilustrar,
el rostro del ocaso cuyos pinceles van a inspirar
florilegios de alianzas que hermanan cielos al caminar.



jueves, 13 de octubre de 2016

Corren al viento


Se mueve la esperanza entre cipreses
y octubre vitupera al corazón.
Las hojas del amor corren al viento
en pos de una quimera, una razón
y enfrentan la batalla ante la espera
en tanto un verso nace en su pasión.

Perennes los acebos florecientes
se suman al concierto que es la vida,
las hojas del amor corren al viento
e ilusas las palabras peregrinas,
se mezclan entre anhelos sin fronteras
deleites de algazara y poesía.

El cielo desafía opalescente
y ofrece el sortilegio más divino.
Las hojas del amor corren al viento
y junto a la hojarasca un laberinto 
de  fúlgidos pinceles dejan huellas
que escrutan sentimientos inauditos.




sábado, 8 de octubre de 2016

Esperando entre letras

El misterio del verso nos atrapa entre sus redes sublimes.
Compartir el surtido de letras que emana cual torrente desde el alma,
es el más sublime de los desafíos para quienes amamos el arte de la poesía.




Esperando entre letras 

Con el viento la escarcha y el rocío se besan
se aquilata el hastío entre brotes de azares,
los enigmas de otoño sus misterios confiesan
mientras bellos pinceles acicalan soñares.

Rosicleres de aurora junto al alba embelesan
desvelados susurros, indelebles pesares,
las ocultas nostalgias del ocaso regresan
entre anhelos ilesos de imborrables lugares.

Corre indemne el efluvio de ese amor que contagia
y el aroma se esparce junto al céfiro intenso,
mientras tanto el otoño sus encantos presagia.

Aún la brisa conmueve en etéreo suspenso
y el hechizo atractivo nos seduce en su  magia
esperando entre letras el más tierno consenso. 








martes, 4 de octubre de 2016

Con su tinta misteriosa



Va discreta y silenciosa,
taciturna peregrina
con su tinta misteriosa.

Sin evasiva, ingeniosa,
conquistadora y divina
va increpando sigilosa.

 Y amonesta a la insidiosa
falacia que arremolina,
con cetrina nebulosa.

Melancolía tortuosa
cuya magia repentina,
se solapa cautelosa.

Y en su revuelo azarosa,
acicalada y genuina
junto al versar se alboroza.

Surte anhelo en verso y prosa,
es del alma medicina
que nos sana venturosa.





martes, 20 de septiembre de 2016

Junto al ángel que es testigo

Junto al ángel que es testigo

Dedicado a Marlene Andreu. 
Descansa en Paz querida amiga!

Vuelas azul mariposa
bates tus alas cansadas
y en la etérea filigrana
surten cascadas las rosas.
Hacia el cielo silenciosa
la paloma peregrina, 
lleva en su holganza la vida
con el placer compartido
junto al ángel que es testigo
de la más bella sonrisa.

Vuela serena y divina,
no le amedrenta la noche,
busca ilusa entre las flores
esa paz que es infinita.
Llevas un aura distinta
junto al céfiro del monte,
la alegría no se esconde
cuando en tu rostro destella,
ese oasis que refleja
la amistad sin condiciones.

Es el descanso el recinto
que ilumina primaveras,
reservadas las estrellas
embellecen los suspiros.
No hay dolor ni laberintos
todo es diáfano y sereno,
es el amor del supremo
el que cobija y ampara,
cuando la armonía alcanza
lo sublime del sosiego.




domingo, 4 de septiembre de 2016

Es la vida



Es la vida ese periplo irremplazable,
el trayecto del presente sin fronteras
quien escruta en el pasado las esperas
y motiva ese futuro deseable.

Viaja absorta la virtud insoslayable
que se nutre en florecientes primaveras,
peregrina en la obsesión de sus quimeras
vuela ilusa cada historia impostergable.

Es el cielo nuestro límite anhelado 
la algazara jubilosa y retadora
en lo angosto del sendero destinado.

Arriesgada es la misión innovadora
en lo intenso del desierto inesperado
siempre brilla la esperanza de la aurora.



viernes, 26 de agosto de 2016

Deja huellas



Deja huellas

Un crepúsculo de azares y misterios
cual milagro del amor que deja huellas,
filigrana de colores que destellan
el enigma sibilino del desvelo.

Es el canto de la tarde que ambarina
nos regala el surtidor de las quimeras, 
el ocaso alucinando sus promesas
junto al iris de la impronta nos cautiva.

Imagino ese romance con las nubes,
los pinceles de la luna lisonjera
el capricho del otoño que se empeña
en lucir su panorama de virtudes.

Acertijo de la tarde: Sortilegio!
Esplendor que dignifica lo creado,
 el hechizo cenital que del verano
 se despide con su lira de bohemio.








domingo, 21 de agosto de 2016

En sus azares



Nos revela lo inaudito de su encanto
el hacer en la esperanza que motiva,
lo leal junto a la fe que es infinita
y nos lleva a lo sublime de su mano.
Mira el alma lo divino, lo inefable,
lo genial maravilloso sin falacias
declarando la verdad, tantas nostalgias
y ese mundo incomprendido en sus azares.

Va tejiendo el sortilegio con sus manos
y asegura el paraíso que ilumina
cada verso que enamora con la lira
de un oasis sin censuras ni recatos.
Toma el sueño revelado, sus bondades,
lo real que ha superado las distancias,
los ocasos, laberintos, añoranzas
y sostiene el corazón como estandarte.


jueves, 4 de agosto de 2016

Cuando el sueño expiró


Es conjuro que dicta sus designios al vuelo,
es el tiempo que inspira a encontrar la verdad
la que abraza esperanzas, asimila los duelos
y concibe horizontes en total libertad.

Es camino empedrado de angostura y colinas,
es pendiente de anhelos conspirando al azar,
almenara en la noche cuya magia ilumina
universos que implican vehemencia al andar.

Hechicero es el verso que acicala la historia
derritiendo la escarcha que el invierno dejó
y trasciende la niebla sepultando memorias
que olvidadas quedaron cuando el sueño expiró.




miércoles, 3 de agosto de 2016

Nos enseña la vida



Desafío del alma que la impronta captura
en el iris del beso que se torna en traición,
es difícil el reto, es terrible la angustia 
que desata lo absurdo del odioso rencor.

La maldad que se esconde tras la dulce sonrisa
empalaga con arte seduciendo al amor,
mas el tiempo se encarga de vetar la mentira
en el justo momento censurando su voz.

Desconcierta el engaño que se oculta en las letras,
que confunde, sorprende, disimula emoción
solapando el orgullo, silenciando quimeras
cual serpiente perversa que amenaza veloz.

Nos enseña la vida tras caídas, quebrantos
que nos dejan sus huellas y total conmoción,
mientras tanto el camino se revela acertado
 superando temores en leal comunión.



domingo, 31 de julio de 2016

Son mis noches, mis días



Son mis noches que hablan de añoranzas etéreas
de intangibles senderos que conducen al mar,
de la espuma que atrapa la inocencia entre huellas
al vaivén de las olas cuya arena besar.

Son también como hojas de un diario que asperge
los instantes ilusos entre anhelo y azar,
son cual viento y marea que a la vida enriquece
cuando anuncian albricias el fecundo pensar.

Son los días que suman mis nostalgias bohemias,
herejías, silencios que pretenden mediar
entre amor y tormento, entre odio y quimeras,
disipando temores, aprendiendo a esperar.

Son también cual cascadas de melifluos placeres
que desbordan pasiones que no puedo ocultar
y que esconden palabras entre humildes papeles
de momentos sagrados que no quiero olvidar.


viernes, 29 de julio de 2016

Sin renunciar



Sin renunciar va el alma peregrina e inquieta
aferrada a la vida en su intenso bregar,
en la búsqueda ansiosa de esa musa traviesa
que jamás se arrepiente de volver a intentar.

Y es que el tiempo se encarga de nutrir los anhelos,
de buscar la esperanza en la cruel realidad,
allanando pendientes, sosegando silencios
en la osada aventura de abrazar la verdad.

Si el cansancio lastima en el crudo desierto
imponiendo las sombras, doblegando el pensar,
se revela un oasis floreciente de sueños
desafiando las dudas sin querer claudicar.

Caprichosa e ilusa confrontando respuestas
 entre azares, desvelos y en total libertad, 
con las alas al viento va la fiel compañera
desafiando colinas con usual voluntad.

Sin renunciar va el alma trascendiendo entre letras
convencida, sin miedos, inspirada y leal
al encuentro de versos que destilan sorpresas
descubriendo en sus ojos la beldad esencial.



sábado, 2 de julio de 2016

Volverás entre versos


Volverás entre versos a escuchar el pasado
pasarás con la lumbre del ayer cual maldad,
mas verás que no es fácil convencer con el llanto
los suspiros que un día cercenaron la paz.  

Impaciente te siento, solo buscas mis ojos
en el iris osado del mirífico azar,
sin saber que estos años en su andar silencioso
el cansancio no pudo mitigar mi verdad.

Volverás y no niego que tu luz me hizo falta
 en las noches ilusas sin querer renunciar,
presagiando señales y añoradas palabras
mientras tanto la ausencia puso el punto final.

Vehemente y osado te presentas sin dudas
tan confiado entre versos pretendiendo enredar,
el hilván de esos sueños que prometen fortunas
en senderos bohemios de aquel mundo irreal.

Volverás entre halagos que matizan ocasos
pero el daño revuela con su alcance rapaz,
ni el más tierno del verso será fuego o milagro
ni tu voz seductora mi horizonte abrumar.





jueves, 30 de junio de 2016

Más que milagros



Y llegar imprevisibles al ocaso
con la luz del corazón como almenara,
sin rencores ni egoísmos, sin venganzas,
para hacer de nuestro andar más que milagros.

Encender con la mirada el pensamiento
con la chispa del hacer en las palabras,
revirtiendo la obsesión desesperada
en candil insospechado de renuevos. 

Distinguir el horizonte desde adentro
con el brío del amor en cada carga,
vislumbrando la emoción de la esperanza
si comulgan alma y vida en cada intento.

Mientras tanto sorprendente, apasionado,
el desvelo se deslumbra con la magia
del travieso rosicler que en su elegancia,
nos revela lo inaudito de su encanto.





miércoles, 22 de junio de 2016

Con pinceladas de oro



Sopla el viento mañanero
junto a la brisa atrevida,
con sonajas va la vida
alborozando el sendero.
Regocijo callejero
revuela mientras se inspira
el rosicler con la lira
intrépida, enamorada,
melodiosa y obstinada
cuando el desvelo conspira.


Irreverente el verano 
en su apogeo divino
vuelve azaroso, genuino
placentero y cotidiano.
Nos sorprende de antemano
con sus cálidas caricias
y acompañado de albricias
va superando quebrantos,
mientras alcorzan encantos
 sus auténticas delicias.


Vuela la musa traviesa
entre rosas y jazmines,
los zunzunes danzarines
saborean la sorpresa.
Es la estación que regresa
con pinceladas  de oro,
junto al céfiro sonoro
deleita con la ambrosía,
 detonando en melodía
que presagia su tesoro.






martes, 14 de junio de 2016

Hasta el suspiro



Mis versos hoy esculpen el silencio.
Las hojas del diario se enriquecen.
La luz de la esperanza no fenece
y vuela junto al céfiro bohemio.

No es solo un desafío intransigente,
es voz que multiplica las quimeras,
que vence la oquedad de la tristeza
y esplende en su virtud cuando amanece.

Es eco en el cansancio que ennoblece
y asume el devenir del horizonte,
no importa si el secreto de la noche
conspira ineludible, irreverente.

Revela inexorable los anhelos,
se inspira en la obsesión, en  la osadía,
repasa esa verdad que no claudica
y anida en lo esencial sin sortilegios.

Se trata de vivir cada momento,
de amar con vehemencia hasta el suspiro,
trocar la intensidad con lo divino
y así tocar el cielo en un desvelo.








lunes, 6 de junio de 2016

Hacer luz en la locura



Anticipo de esperanza como lo iluso que augura
la voluntad que perdura con la fe que nos alcanza.
Es lo vital de la alianza cuando el corazón procura
hacer luz en la locura sin rencor ni desconfianza.

Vence el tedio y la añoranza  con vehemente ternura,
supera la conjetura del martirio y la acechanza.
Se regocija en la holganza del placer que no censura,
nunca ofende ni tortura ni se nutre de venganza.

Sortilegio de transmontes azarosos, peregrinos,
se multiplican genuinos cual anhelos si acarician
 lealtades que propician alcorzar los horizontes.

Y hasta el trinar de sinsontes como presagios auspician,
esas bondades que  envician los primores de los montes
 y el crepúsculo confronte  sus rosicleres divinos.



viernes, 27 de mayo de 2016

Pues la vida es eso



Pues la vida es eso, superar abismos
secarnos el llanto y empezar de nuevo, 
no importa el fracaso y el quebranto intenso
cuando la esperanza es más que espejismo.
Recorrer espacios, darle tiempo al tiempo
no rendirnos nunca aunque gris sea el cielo,
vencer mil censuras, romper atavismos
encendiendo el alma con brío y denuedo.

Compañera ilusa de las primaveras
tan leal que infunde el insomne anhelo
y es en el ocaso y en el crudo invierno
quien fiel acompaña a ese amor que espera.
Pues la vida es eso, cosechar renuevos,
aliviar abrojos, compartir desvelos,
si acaso en el cenit de tantas quimeras
se alcorzan legados anidando sueños.



miércoles, 18 de mayo de 2016

Vuela la pluma ligera



Vuela la pluma ligera
cuya tinta no se agota,
deja su estela en la nota 
con la luz que persevera.
Vuela gozosa en la espera
del numen que no se expira,
rima el alma con la lira
cuando asperge en el rocío,
el adagio del estío
que entre versos me suspira.


Vuela incansable y serena
no se pierde en el abismo,
ni se aferra al espejismo
del ayer que desordena.
Ni el quebranto de la pena
puede enmudecer su trino,
ni al bohemio peregrino
ha de silenciar el canto,
ni sucumbir al espanto
porque su anhelo es genuino.


Vuela auténtica la idea
desvelada en su remanso,
sin cobija, ni descanso
junto al verso balbucea.
Con la musa se recrea 
el azul del pensamiento,
la esperanza, el sentimiento
eclosionan con la brisa,
regalando la sonrisa
del arúspice talento.



Cuando el silencio murmura



Fue el incrédulo murmullo
quien se escapó de aquel sueño,
el que evidenció ser dueño
placentero de mi arrullo.
No se rindió ante el orgullo
apasionado y dilecto,
abrazó nuestro proyecto
con ilusión eminente,
demostrando vehemente
lo sublime de su afecto.

Fue quien lustró la quimera,
el que alcorzó el horizonte
incursionando en el monte
que eclosiona en primavera.
No se limitó a la espera,
trascendiendo el universo
de lo osado y lo diverso
e inspirado en sus albricias,
fue el surtidor de caricias
ensimismado e inmerso.

Fue el arrebato, lo iluso
de un suspiro lisonjero,
el que diáfano y ligero
visualizó lo profuso.
Agasaja el don infuso
y al mismo tiempo presagia,
esa verdad que contagia
cuando el silencio murmura,
si en la délfica aventura
 nos seduce con su magia.




sábado, 14 de mayo de 2016

Sabes amor



Sabes amor gozar del universo,
del beso que ha robado hasta el suspiro,
 del llanto que  callado en los senderos
asume amaneceres imprevistos.
Sabes del hoy, anhelo del presente
que grita desde el alma su fortuna.
Cuesta insertar aciagos y placeres
y hacer de la tormenta una aventura.

Sé comprender la magia de lo excelso
divina entre arrumacos y acertijos.
Sé alimentar la vida sin excesos
y abrir el corazón sin entresijos.
Sé aquilatar abismos y pendientes,
saciar la sed del alma sin censuras,
poder atar desvelos, rosicleres
y hacer una almenara en la penumbra. 


Puedo advertir el miedo cual flagelo
vencer con el tesón de lo sencillo.
Sabe el amor cruzar sus derroteros
y andar con la humildad como testigo.
Sé comprender caídas y descensos
hacer de la esperanza lo infinito,
sentir la fe que apaga los lamentos 
y alcanza vislumbrar nuevos caminos.