Mis letras versadas

Mis letras versadas

sábado, 15 de noviembre de 2014

Y pasa un ángel

Y pasa un ángel, deja su estela
en la vigilia de esta obsesión,
no es la utopía de una quimera
ni la mentira de un falso amor.
Es el que abraza sin más fronteras,
 ángel genuino que cobijó
el horizonte de aquella estrella,
ese que besa mi corazón.
Busca en el limbo su eterna fuerza
y el fiel oasis de salvación,
mientras congenian la primavera
y el nigromante de su ilusión.  
 
Surca en mi espacio la azul promesa
mientras fluyendo cual surtidor,
pasa el anhelo, deja su huella
en tanto un ángel su luz me dio.
Llega en el cénit de mi desvelo
su filigrana perlas tejió,
mientras las ansias de un sortilegio
buscan respuestas a mi oración.
Y entonces pasa el iluso dueño
el que atesora en su resplandor,
lo más sagrado de este silencio
junto a la aurora del Dios Amor.



No hay comentarios:

Publicar un comentario