Mis letras versadas

Mis letras versadas

jueves, 31 de enero de 2013

Foro de poesía • Ver Tema - Suele besar la noche

Foro de poesía • Ver Tema - Suele besar la noche

Suele besar la noche
gozando el espejismo,
de una fugaz estrella
que esplende su horizonte.
Suele vencer reproches
y asila en los abismos,
las penas cuyas huellas
laceran corazones.
 
Suele escribir un verso
legible en primavera,
el vástago afligido
en díscolo proemio.
Suele lanzar arpegios
que danzan las sorpresas,
de anhelos clandestinos
y encuentros indiscretos.
 
Suele besar la noche
de epígono romance,
ileso el peregrino
que versa los primores.
Suele olvidar traiciones
y engaños de rufianes,
que humillan atrevidos
desvelos tentadores.
 
Suele borrar fronteras
de ocasos plañideros,
bohemio levantisco
e inquieto de quimeras.
Suele abrazar la espera
del genio turbulento,
rebelde y subversivo
con alma de poeta.
 
Ufanas decisiones
mitigan sus nostalgias,
que lloran prisioneras
de indóciles amores.
Arrancan confesiones
e inútiles hazañas,
si en délficas almenas
suelen besar la noche.
 

Foro de poesía • Ver Tema - Acaso en las primicias

Foro de poesía • Ver Tema - Acaso en las primicias

Acaso en las primicias ...


Acaso en las primicias tu amor será bohemio

y en el bregar errante la rosa se deshoja.

Acaso en las albricias de augurios consistentes,

tu amor será la clave que el verso dimensiona.


Entonces mis apuntes hablaran del destino,

de azares confundidos cual vuelos de gaviotas,

si acaso el horizonte del cautivo proemio

esplende en su almenara, la hoguera de su historia.


Tan siquiera un instante bergante de caminos ,

de angustias lacerando crepúsculos y auroras,

si acaso en la pendiente de aciagos trascendentes

anáforas rubrican inquietas sus memorias


Y arrullarán mesuras del alba en sus quimeras,

si acaso en el preludio se acrisolan las rosas.

En tanto el sentimiento se arropa en el idilio

y el verso emancipado se inspira con su gloria.


Acaso en la armonía del verbo que se aliena

llevando en su lirismo cual delfos que aprisiona,

si el cántico se inquieta de ascetas misticismos

y el sueño conspirado libera sus lisonjas.


Y el edén; y las rosas; el arpa y la alameda;

y el corazón fluyendo cascadas que eclosionan,

me llenarán de arpegios y arúspices delirios:

si acaso en las primicias tu amor vence las sombras.

 

Aimée Granado Oreña ©

miércoles, 30 de enero de 2013

Foro de poesía • Ver Tema - Con el corazón: Indemne del odio

Foro de poesía • Ver Tema - Con el corazón: Indemne del odio

Con el corazón

 
Propició con su ruina la inminente caída
desterrando atavismos del nefasto dolor,
en abismos mezquinos de inhumano terror
que laceran memorias flagelando la vida.

La esperanza se anima cuando sana la herida
de la cruenta batalla de egoísta rencor
y el amor multiplica su universo de honor,
en la ilusa quimera de la paz prometida.

Ya no habrá en el desierto confinada sequía
y el oasis florece cuando esplende el perdón,
en la alianza de sueños cual sublime armonía.

Eclosiona en el alba visionaria misión
de inspirar la verdad en la absurda anarquía
esgrimiendo primicias con el corazón.



Indemne del odio


Esgrime primicias con el corazón
en inevitables auroras de andanzas,
rompiendo cadenas, venciendo añoranzas
haciendo milagros con toda intención.

Azares y anhelos, sublime expresión
en firmes palabras que imprimen alianzas,
confiando horizontes, grabando enseñanzas
sin dogmas que veten la humana pasión.

Consiente el sendero que el verbo defiende
del falso criterio que insulta y censura,
al libre albedrío que iluso trasciende.

Y auspicia el amor si el empeño perdura
en el universo sereno que esplende,
indemne del odio que agravia y tortura.




Con el corazón: Indemne del odio

Con el corazón
 
Propició con su ruina la inminente caída
desterrando atavismos del nefasto dolor,
en abismos mezquinos de inhumano terror
que laceran memorias flagelando la vida.
 
La esperanza se anima cuando sana la herida
de la cruenta batalla de egoísta rencor
y el amor multiplica su universo de honor,
en la ilusa quimera de la paz prometida.
 
Ya no habrá en el desierto confinada sequía
y el oasis florece cuando esplende el perdón,
en la alianza de sueños cual sublime armonía.
 
Eclosiona en el alba visionaria misión
de inspirar la verdad en la absurda anarquía
esgrimiendo primicias con el corazón.
 
 
 
Indemne del odio
 
 
Esgrime primicias con el corazón
en inevitables auroras de andanzas,
rompiendo cadenas, venciendo añoranzas
haciendo milagros con toda intención.
 
Azares y anhelos, sublime expresión
en firmes palabras que imprimen alianzas,
confiando horizontes, grabando enseñanzas
sin dogmas que veten la humana pasión.
 
Consiente el sendero que el verbo defiende
del falso criterio que insulta y censura,
al libre albedrío que iluso trasciende.
 
Y auspicia el amor si el empeño perdura
en el universo sereno que esplende,
indemne del odio que agravia y tortura.
 
 

lunes, 28 de enero de 2013

El sitio de los dos


 
 

Aquí sin suplicar quiero soñar contigo,
en este sitio ajeno quiero anidar mi suerte.
Aquí sin implorar al viento un acertijo

quiero abrazar tu cuerpo que enciende mis arcenes.


Aquí no surte el llanto, ni el odio ni el capricho,
sus colores amorfos se esfuman confundidos.
Mientras te siento cerca errante peregrino,
si tu néctar me embriaga nigromante de hechizo.


 Te amaré con la fuerza del lucero anhelante
que se pierde de celos en el celeste abismo,
besaré tu presencia de bohemio incansable
si tu amor no castiga ni somete al olvido.


Y en este sitio mío me encontrarás callada
quien sabe si estrechando ilusa una esperanza.
Conciliaré quimeras ufanas de arrogancia
y saciaré las noches de antojos sin palabras.


Florecida en la espera renovaré las ansias
en este sitio nuestro gozando el regocijo,
me llevarás en brazos fornidos de confianza
y alcanzaremos juntos el clímax prometido.

El sitio de los dos perpetuará silencios
osado en el placer de auroras presumidas,
añejará sonrisas preclaras los misterios
de auroras confidentes en tórridas vigilias.





domingo, 27 de enero de 2013

Cuando la nieve llega

 

El cielo gris me invita a caminar sin prisa,
 bajo la blanca niebla etérea que suspira
y el nebular de insomnio en bóreas se disipa
en el arcén que aliena nostalgias repetidas.
 
 
Aquel azul lejano que infausto se enajena
se va tornando triste, fugaz cual luz de estrella.
La nieve va vistiendo su mágica tristeza
en tanto en el sendero su azar cubre mis huellas.
 
 
El cielo gris se aferra romántico a la estela
del cauce cristalino pletórico de penas,
mientras tanto algún verso bohemio en su quimera,
allá en el horizonte se embriaga con mis letras.
 
 
Endrina viste el alma su clámide de espera
e insulta de añoranzas quebrando rosaledas.
En medio del camino la nieve brilla espesa
y allá en el horizonte se romperán cadenas.
 
 
Arrullo de romanzas conspiran sus tristezas
brotando en sus acordes requiebro en primavera,
arpegios peregrinos, suspiros de alamedas,
aciagos compartidos en odas y promesas.
 
 
En tanto el cielo gris silbó su melodía
con notas de ansiedad que en versos se emancipan.
La nieve llega al mar celosa, tempestiva
y agita en la oquedad su azul melancolía.
 

jueves, 24 de enero de 2013

Décimas a mi madre




Celebrar quiero tu día
con la emoción primorosa,

 la presencia tan valiosa
del cariño madre mía.
Tu certera compañía
acrisolando desvelos,
compartiendo mis anhelos
con la voluntad que atina,
alcanzar cual golondrina
el universo en sus vuelos.


Tu máxima no claudica
ante el dolor por la ausencia
y animada en la experiencia
el denuedo no se achica.
Es tu amor el que predica
florecer en los desiertos,
en los senderos inciertos
y en medio de la tristeza,
con la humana sutileza
siempre dueña en los aciertos.
 
 
Acaricio la sonrisa
tan lozana que me anima,
cuando te admiro en la cima
del sacrificio que irisa.
Siempre sabia y profetisa
en azares repentinos,
incansable en los caminos
cuando la frente levantas
y en tus ojos abrillantas
horizontes peregrinos.
 
 
 

miércoles, 23 de enero de 2013

En cobijas de espliegos





En cobijas de espliegos que trascienden fronteras
abrazará la noche su pléyade de estrellas,
promesas conjurando cruciales epopeyas,
conquistas caprichosas e historias pasajeras.


Y quedarán plasmados azares cual trincheras
que abrigan corazones de agravios y querellas,
mientras tanto se esculpen anhelos entre huellas
que incrustan esperanzas lozanas sin barreras.


Romances contenidos tapizan horizontes
cual céfiro poniente que indemne de espejismos,
asperge madrigales trinando entre los montes.


Gorjean sus primores en quiebros y aforismos
sus cantos como adagios divinos los sinsontes
y hechizan entre arpegios desiertos y atavismos.

 





martes, 22 de enero de 2013

Cual instinto sublime






 
 


Cual instinto sublime del Cénit prometido
abrazaremos juntos en tórrido apogeo,
el osado capricho del sensual ajetreo
vagabundo tentado del azar atrevido.


Cabalgaremos solos en délfico descuido
embriagados de antojos y en sutil balbuceo,
  contagiando el delirio cual frugal coqueteo
que idolatra y renueva su vergel escondido.



Y el instinto es testigo, alquimista intangible
de valiosas virtudes que extrapolan quimeras,
si el amor dimensiona su universo invisible.


Mientras tanto el invierno soñará en primaveras,
en la brisa armoniosa y el terral apacible,
   en cobijas de espliegos que trascienden fronteras.





 



domingo, 20 de enero de 2013

Tal vez ya nos separa

 


Tal vez ya nos separa las cargas del tormento,
del aciago entre sombras más infausto y demente
que alejó las memorias del pasado que ausente,
sentenció entre fronteras nefastas su argumento.


Quizás llegue el instante del necio acercamiento,
infausto en la tormenta que azota de repente
y vagarán las dudas la brecha en su pendiente,
tal vez si en el romance florece el sentimiento.


  Y confiaré el milagro dilecto del momento
en que el amor bohemio se arraigue vehemente
y esplendente de historias se consagre prudente,
sin dicterios ni agravios del falso juramento.

Imposibles no existen cuando al mirar yo siento
que nostalgias cual nubes se fugan lentamente,
en el nimbo de instantes que en su estela fulgente,
acrisolan azares cuando anhelos presiento.

Que el quebranto nos duele callado y polvoriento
tal vez si el pesimismo se adueña impunemente,
más si el amor supera la angustia francamente
dominará sublime, liberado y exento.

¡Tal vez ya nos separa las cargas del tormento,
pero el amor trasciende indemne al firmamento!

 

sábado, 19 de enero de 2013

Irremediablemente

 

  Irremediablemente me entrego a las caricias
desordenando sueños tentados que contagian,
anhelos ladronzuelos que entre revuelos plagian,
gemidos sin consuelo y arrullo en las albricias.

 No existe el desafío ni el reto inexorable
si el corazón nos habla, suspira en nuestro cielo
y el néctar nos embriaga del gozo ineluctable,
que alcorza con su almíbar el délfico desvelo.


Y así como la brisa hialina y peregrina
deleita en novedades y esplende en su aventura,
siente partir la noche de audacia clandestina
tan cómplice y callada, tan plena en su locura.

 Iluso desenfreno se empeña en las primicias
de amantes que abrazamos el Cénit del deseo
y el célibe arrebato trasciende sus delicias,
rijoso, atrevido y osado en su apogeo.


Veo nacer el fénix gallardo en su anarquía
agitado en alfombra de embrollo y desatino
e irremediablemente concedo la ambrosía,
que aturde los sentidos cual bálsamo divino.
 
 

viernes, 18 de enero de 2013

Sin haberte buscado


 


Sin haberte buscado me atrapó la conquista
del amor que escondido yo negaba entregar.
Pasaron tantas cosas cruciales en mi vida
con el llanto supremo convergiendo en verdad.


 Fue un enigma el encuentro que besó inesperado
aquel guiño travieso que intentaba el azar,
inspirando confianza sin mentiras ni encantos
de castillos etéreos en la aurora real.


Yo te había soñado más pensaba: era un reto
en un mundo terrible de ingenioso lucrar
y el incrédulo abismo separaba mis sueños
concentrado tan solo en preclaro alborear.


Sin haberte buscado suspiró en mi desvelo
el murmullo confeso del silencio al besar,
abrigando mi espacio revelando mi tiempo
y entregando tu hombría a mi forma de amar.
 
 

jueves, 17 de enero de 2013

De nuevo amaneciendo

De nuevo amaneciendo
 
De nuevo amaneciendo nos hechizó la vida
otra vez liberamos enigmas contenidos,
en miradas inquietas y guiños consentidos
escrutando caricias en noche florecida.
 
 
Y yo sentí tu mano viril comprometida
que despertaba el gozo de anhelos escondidos
y concilió  el desvelo besando los sentidos,
 la rijosa algazara bohemia y atrevida. 
 
 
De nuevo con el alba se emancipó lo incierto
trinaron las memorias azares y aventuras,
en tanto amaneciendo nos sorprendió el concierto.
 
 
Cual madrigal que asperge sublimes tesituras
alcorza  la alborada su rosicler de espera,
mientras tanto acrisola genuina su quimera.


 




lunes, 14 de enero de 2013

Compartiré contigo

Compartiré contigo


Sin absurdas falacias ni sombras de tristeza
compartiré contigo el horizonte abierto,
al torrente de sueños en el caudal liberto
donde fluye apacible la audacia y la nobleza.

 Y encontraremos juntos la intrépida belleza
aquella que se oculta ilusa en el desierto,
inquieta cuando agita el verbo que diserto
libera el argumento versado en su grandeza.


En tanto la mesura doblega la impotencia
que se aferra en la niebla confusa del olvido
y anula la arrogancia de gélida apariencia.


Mientras tanto besamos el eco prohibido
que agradece el romance gozado en la inocencia,
cual instinto sublime del Cénit prometido.
 
 
 
 




 

sábado, 12 de enero de 2013

Cabalgará en el sueño

 
 
 
Cabalgará en el sueño


Tan libre en la mesura que asfixia la mentira
del flagelo que hiere en el profundo abismo,
cual instinto sagrado exiguo de atavismo
que hereda anticipado la alquimia que le inspira.


Si es breve todo intento de gozo que conspira
contra el capricho ajeno del bárbaro egoísmo,
un bohemio Quijote de anhelos y optimismo
cabalgará en el sueño que epígono suspira.

Y será el universo el dueño que se ufana
en la verdad del alba que anida su grandeza
y esplende la justicia cual clámide lozana.

Y el horizonte pleno sacude la rudeza
alberga en la esperanza la humana filigrana,
sin absurdas falacias ni sombras de tristeza.



jueves, 10 de enero de 2013

Foro de poesía • Ver Tema - Poemario de Gota de Rocio Azul

Foro de poesía • Ver Tema - Poemario de Gota de Rocio Azul


Difícil el arte de saber vivir, difícil encrucijada el saber interpretar la esencia natural que nos identifica como seres pensantes. No se trata de leer un libro y asimilar lecciones, se trata de crecer en medio de la adversidad, de defender nuestro derecho a la libertad, al respeto, a la dignidad y a la capacidad individual de elegir nuestro sendero, en aras de alcanzar metas y objetivos. Enriquecer el espíritu para poder elevarnos como seres humanos, por encima de las diferencias que imponen los dogmas y caprichos irreverentes de las minorías. Intentar siempre nuevos desafíos, sin claudicar ni desmayar ante el ocaso del quebranto y la desesperación. El hoy nos reta y nos propone, de nosotros depende el descubrir el acertijo, sin rendirnos jamás. De cada avatar de la vida se pueden atesorar lecciones que nos hablan y nos preparan para enfrentar nuevos e intensos desafíos. Siempre en medio de la adversidad florece la esperanza con la blancura de la pureza y el verdor del edén que nos ofrece sus oportunidades. Solo hay que saber aceptar y emprender nuevos retos. El sufrir puede ser efímero, la virtud y la belleza del alma se universalizan cuando creemos en nuestras fortalezas.

Copyright © Aimée Granado Oreña

martes, 8 de enero de 2013

Para Miermo

Décimas a mi hermano Omarito, por el día de su cumpleaños.

¡ Felicidades Miermo! 

 
Sufre el zorzal en su trino
la distancia aunque sonría
yo sé bien de su agonía
y su anhelo peregrino.
Siente el golpe del destino
melancólico adversario,
que se afianza solitario
en demostrar el talento
de Dios divino instrumento
cual genuino y solidario.

Calla triste y sin consuelo
en la noche lacerada,
añorando la mirada
que motiva su desvelo.
Yo conozco de ese duelo
que la impotencia envenena,
ante la absurda condena
de la nostalgia que llora,
el pretérito que adora
tan fuerte como su almena.

Hoy cumple sueños la aurora
sigue el vástago su empeño,
aunque nómada de ensueño
no se rinde cuando añora.
Y es quimera tentadora
siempre incólume del miedo,
el espíritu del credo
misionero, socorrista,
tan osado y optimista
en su intrépido denuedo.

 

lunes, 7 de enero de 2013

Me sorprendes... cuando vago


 Me sorprendes en el llanto y el estío
cuando vago en la penumbra del recuerdo,
si florezco entre los páramos de espliegos
o en el hálito frugal de un precipicio.


 Cual almendro que se cubre en el invierno
de las flores que embellecen su blancura,
me sorprende la razón de tus excusas
cuando vago en los estigmas del secreto.

Ennoblece la llegada de la brisa
en la ausencia peregrina del rocío,
que ha escarchado en el cristal tantas mentiras
cuando vaga en la sorpresa el laberinto.

En el céfiro poniente del deseo
si el ocaso cenital se desenfrena,
me sorprenden los detalles con la fuerza
que levanta el pedestal de los intentos.

Va trinando cual zorzal la fantasía
cuando acoge en el crepúsculo la estrella
y arrebata en la pasión o en la tristeza,
la paciencia que libera su energía.

Al anclar tu corazón en mi destino
sorprendiendo en el azar todo mi tiempo
atrinchero cada instante entre mis versos
y atesoro el suspirar de mis vacíos.

Me sorprendes en el llanto y el estío
cual almendro que se cubre en el invierno.
Ennoblece la llegada de la brisa
en el céfiro poniente del deseo,
va trinando cual zorzal la fantasía
al anclar tu corazón en mi destino.
 
 
 
 

domingo, 6 de enero de 2013

Recuerdos




Recuerdos llenos de amores
evocan el regocijo,
escondrijos y acertijos
entre sueños de colores.

Sol de inocentes primores
eclosiona en carcajadas,
ilusionadas miradas
de la infancia peregrina,
siguen la estrella divina
entre azares de alboradas.


Brizna suave y nieve blanca
en matutina llegada,
se antojan anticipada
del aroma en la barranca.
Surte anhelos tierna azanca
en el caudal que enamora
y en la aurora soñadora
se ha escuchado una plegaria,
a la estrella solitaria
que en el pesebre se adora.


Una gota del rocío
desde el azarbe que adoro
asperge besos al foro
que florece en desafío.
Esplendente el atavío
de las pasotas lujosas,
que convergen armoniosas
tan brillantes y andarinas,
trinando cual golondrinas
que suspiran ingeniosas.
 

sábado, 5 de enero de 2013

Sin notas de arrogancia


Sin notas de arrogancia

Que exalte la belleza la alquimia del candor
sin permitir el eco que acabe la inocencia,
ni el esplendor excelso y humano de la esencia
que encierre el más dilecto enigma del amor. 


 Que el odio ni el rencor superen el honor
del corazón indemne, ileso de egoísmos
y encuentren el perdón exento de espejismos
si esplende el universo ufano y redentor.

Hespéride divina beldad que se acrisola
y brilla en el desvelo del sueño que no expira,
asume la hermosura discreta que arrebola.

Sin notas de arrogancia, sencilla cuando admira
detalles tan pequeños del viento que tremola,
tan libre en la mesura que asfixia la mentira.
 
 
 

jueves, 3 de enero de 2013

Venciendo los abismos



Venciendo los abismos

Las luces de quimeras que esplenden y eclosionan
llegan con desafíos cual pléyade de intentos,
caídas y reveses, azares y argumentos
atávicos destellos, senderos que traicionan.



 Auguran abundancia, también sueños coronan
decretan aforismos de ilusos pensamientos
y alejan pesimistas caprichos y lamentos,
absurdos egoísmos y envidias que ambicionan.

Fracasos e infortunios que retan la aventura
y no culpan de enigmas la lucha o la derrota,
en tanto el horizonte se goza en la ternura.

Y no tiembla ante el miedo que llora en bancarrota,
tolera discrepancias, perdona con mesura
venciendo los abismos tan libre cual gaviota.